Receta Pulpo a Feira

Share on facebook
Compartir
Share on twitter
Compartir
Share on whatsapp
Compartir

Esta receta de la gastronomía tradicional gallega, se ha vuelto popular en toda España y se puede disfrutar en cualquier rincón del país. Cuando se sirve con patatas hervidas (o cachelos), la receta se denomina “pulpo a la gallega”, pero para esta versión low-carb las hemos omitido, y nos hemos quedado con la receta más tradicional: pulpo, aceite de oliva y pimentón.

Esta receta de la gastronomía tradicional gallega, se ha vuelto popular en toda España y se puede disfrutar en cualquier rincón del país. Cuando se sirve con patatas hervidas (o cachelos), la receta se denomina “pulpo a la gallega”, pero para esta versión low-carb las hemos omitido, y nos hemos quedado con la receta más tradicional: pulpo, aceite de oliva y pimentón.

  • Tiempo de preparación5 min
  • Tiempo de cocción10 min
  • Tiempo Total15 min
  • Porciones6

    Ingredientes para Pulpo a Feira

    Pulpo

    • 2 kg pulpo crudo descongelado
    • 1 cda. pimentón español
    • sal gruesa
    • 3 cda. aceite de oliva virgen extra

    Cómo preparar pulpo a feira

    1

    Limpiar el pulpo enjuagando bien cada una de sus patas con agua fría y eliminando las vísceras. Para ello dar la vuelta a la cabeza y retirar el interior y el pico con la ayuda de unas tijeras.

    2

    Llevar una olla grande a ebullición. Cuando el agua comience a hervir, coger el pulpo por la cabeza, sumergir las patas unos 4 segundos y sacarlas. Repetir la operación tres o cuatro veces para «asustar» al pulpo y que no se desprenda la piel durante la cocción.

    3

    Una vez asustado, sumergirlo completamente en el agua y tapar. Dejar cocer unos 15 minutos por kilo de peso. Comprobar que está bien tierno pinchando la base de una de las patas con una brocheta o palillo. Debería de entrar sin resistencia.

    4

    Una vez listo, retirarlo del agua y con la ayuda de unas tijeras, cortar cada pata en rodajas de medio centímetro.

    5

    Colocar las rodajas de pulpo sobre un plato de madera y espolvorear el pimentón dulce por encima. Añadir la sal gruesa y el aceite de oliva. Servir templado.

    Consejos

    Para que la fibras del pulpo se suavicen y que la textura no quede chiclosa, se recomienda congelar el pulpo durante al menos 72 horas y descongelarlo en la nevera durante un día antes de cocinarlo.

    En esta receta hemos utilizado únicamente pimentón dulce (o ahumado) pero también le puedes añadir pimentón picante, o una mezcla de ambos.

    Se suele servir templado, en plato de madera.

    5/5 (1 Review)
    lo mejor
    Share on facebook
    Compartir
    Share on twitter
    Compartir
    Share on whatsapp
    Compartir

    También puede gustarte

    Ir arriba